Sheinbaum y Monreal, una difícil reconciliación

Mauricio Juárez.-

La imagen de Claudia Sheinbaum y Ricardo Monreal reunidos con el secretario de Gobernación, Adán Augusto López Hernández, no los muestra nada contentos. Sus rostros denotan incomodidad y molestia.

Reconciliar a dos personajes enfrentados por años no será una tarea sencilla, pero el presidente Andrés Manuel López Obrador sabe que es necesaria para su movimiento.

En 2024 requiere de la unidad de los suyos para mantener la Presidencia, y es lo que busca al ordenar al nuevo encargado de la política interior a juntar a estos personajes alejados por la misma política.

El coordinador de los senadores de Morena ha tenido conversaciones con actores de diferentes partidos. Sabe que no es el preferido del presidente, pero también que esta podría ser su última oportunidad para aspirar a la silla presidencial.

López Obrador debe estar enterado de los acercamientos del zacatecano con la oposición y busca operar desde ahora una posible reconciliación entre su preferida, la jefa de Gobierno de la CDMX, y el senador.

No será una tarea sencilla y la fotografía difundida de la reunión en Bucareli lo demuestra. De acuerdo con los protagonistas, se habló de la agenda legislativa metropolitana. ¿Cuál? Solo ellos saben si eso verdaderamente existe.

A Ricardo Monreal le tiene echado el ojo la alianza PAN, PRI, PRD para lanzarlo en 2024 si no es el elegido por Morena, como seguramente sucederá. La primera “corcholata” de López Obrador es Sheinbaum, y si no cuaja, ahí tiene al canciller Marcelo Ebrard.

El zacatecano está en un lejano tercer lugar, pero en aras de ganar la elección presidencial, el tabasqueño podría convencerlo –como sucedió en 2017—a buscar la jefatura de Gobierno de la Ciudad de México.

Monreal ha dicho que no aceptará “un premio de consolación”, en referencia a la posibilidad de ir por la capital del país. Si se mantiene firme en esa decisión, es posible verlo como candidato presidencial de la alianza opositora.

Por lo pronto, la foto en Gobernación no convence a nadie de una reconciliación.

El presidente continuará buscando el acercamiento, porque, como él mismo dice, es “terco y obsesivo”.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: