La cultura de la cancelación

Dante Pinal.-

La revista  Harper´s publicó en el mes de julio un manifiesto firmado por 150 intelectuales, en el que condenan el clima de intolerancia que existe en Estados Unidos, tras las protestas antirracistas y las demandas de igualdad e inclusión.

 En la carta, los intelectuales denuncian que el libre intercambio de ideas, se está volviendo limitado y empieza a prevalecer actitudes de censura.

“Los responsables de instituciones, en una actitud de pánico y control de riesgos, están aplicando castigos rudos y desproporcionados en lugar de aplicar reformas razonadas. Hay editores despedidos por publicar piezas controvertidas; libros retirados por supuesta autenticidad; periodistas vetados para escribir sobre ciertos asuntos; profesores investigados por citar determinados trabajos”, detalla el documento al que se adhirieron escritores, activistas, académicos y editores de diversas ideologías.

El periodista estadunidense Paul Berman, en un ensayo publicado en la revista Letras Libres, define así a la cultura de la cancelación: “es un espíritu de censura, una intolerancia a puntos de vista opuestos, una corriente de difamación y ostracismo público y la tendencia de disolver asuntos políticos complejos en una cegadora certidumbre moral”.

Intelectuales españoles y latinoamericanos se sumaron al manifiesto de la revista Harper´s y publicaron también una carta de apoyo, en la que señalan: “desafortunadamente, en la última década, hemos asistido a la irrupción de unas corrientes ideológicas, supuestamente progresistas, que se caracterizan por una radicalidad y que apela a tales causas para justificar actitudes y comportamientos que consideramos inaceptables”.

Y sigue: “La conformidad ideológica que trata de imponer la nueva radicalidad, tiene un fundamento antidemocrático e implica una actitud de supremacismo moral que creemos inapropiada y contraria a los postulados de cualquier ideología que se reclame de la justicia y progreso”.

Photo by Mark Cruzat on Pexels.com

 La cultura de la cancelación en México se encuentra en su máxima expresión, por el constante enfrentamiento del presidente López Obrador, que utiliza las conferencias mañaneras para criticar y denostar a aquellos medios de comunicación, intelectuales y organismos sociales, que difieren de sus políticas públicas y estilo de gobernar.

La libertad de expresión debe entenderse no como un derecho exclusivo de los medios de comunicación, es un derecho humano al que todos tenemos la libertad de acceder.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: