De los fracasos educativos

Leonardo Báez Fuente.-

Dentro de esta misma página tuve el gusto de leer el artículo “Medio país a modo para Yo el Supremo” de mi colega Rubén Cortés, en donde con notable tino, señala el desastre que es la educación en México, y por ello quiero hacer algunos comentarios al respecto, relacionándolos directamente con su origen: El artículo 3° Constitucional.

Idolatrado por nuestra historia de bronce, el artículo 3°- un catálogo extensísimo de buenas intenciones en vez de ser una norma jurídica aplicable y racional- es una descripción gráfica de las causas del fracaso escolar en México, empezando por el error fundamental de dejar en manos de nuestra anquilosada y mastodóntica burocracia el manejo de algo que debe ser dinámico y adaptado a los tiempos y necesidades del país: La educación.

El artículo 3° hace que el gobierno se haga cargo de la educación de manera meridianamente clara: Decreta a rectoría de la educación nacional,  controlando como deberá ser ésta, ya sea la impartida por el propio gobierno o por particulares, en cualquiera de los niveles educativos, imponiendo una ideología abstrusa y a la vez privilegiando a la burocracia educativa a nivel de garantía y derecho humano para ella y en eterno perjuicio de los educandos. Los resultados de esta política educativa que perpetró (cómo sí fuera un delito)  el sistema político mexicano, son para llorar.

Foto de Andrea Piacquadio en Pexels.com

En los años de experiencia que tengo dando cátedra veo cada vez peor a mis alumnos: Son incapaces de leer de corrido y en voz alta, no comprenden lo que leen y enfrentarlos a cualquier asomo de ciencias exactas es entrar a la desolación pura, y de cultura general ni hablar de ella: desconocen todo, la historia les es ajena, la  geografía inexistente, el arte un mito, la aritmética elemental es desconocida y el manejo del idioma materno imposible porque no lo comprenden en modo alguno. Exigirles que conozcan un idioma extranjero es cosa de ficción pura.

Llevamos más de cien años de rectoría gubernamental de la educación. El resultado es la más absoluta desolación y con esas fallas han lanzado al mundo real a la población nacional, causando que a la fecha no puedan alcanzar los niveles productivos en el mercado laboral hundiendo al país en la mediocridad que ama Morena. No sé en qué círculo del infierno nos encontramos pero puedo apostar que es uno muy profundo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: