Barrer bajo la alfombra

Rubén Cortés.-

Representa el estilo del actual gobierno mexicano de barrer bajo la alfombra: Estados Unidos ofrece 45 millones de dólares por información que dé con la captura del hijo de El Chapo, pero en México no está acusado de nada.

En momentos en que la DEA reactiva la búsqueda y captura de los jefes del cártel de Culiacán, el gobierno mexicano eliminó la unidad de elite que trabajaba hacía 25 años en coordinación con la DEA para combatir cárteles.

Y, en respuesta, la DEA retiró un avión que tenía en México para operaciones antinarcóticos desde hacía décadas, debido a que la autollamada “Cuarta Transformación” le retiró súbitamente el espacio de estacionamiento que utilizaba.

Eso, mientras aquí son rotos todos los récords criminales vinculados al narcotráfico, con un asesinato cada 15 minutos, y allá se disparan hasta 105 mil muertes las muertes por sobredosis masivas de droga llegada desde México.

La DEA asegura que los cárteles de Sinaloa, CJNG, Beltrán Leyva, Noreste, Zetas, Guerreros Unidos, Golfo, Juárez, La Línea, Los Rojos y Familia Michoacana son “la mayor amenaza para Estados Unidos”.

Pero, en México, el Ejército se dedica a casi todo menos a combatir al crimen organizado: a la construcción de las grandes obras del gobierno, como el aeropuerto de Santa Lucía, el Tren Maya, sucursales bancarias, y recogida de sargazo en las playas.

Del lado mexicano, la actitud del gobierno es posponer la toma de decisiones firmes, gracias a que el presidente conduce con facilidad la agenda diaria por el casi absoluto control que ejerce sobre los medios: se publica básicamente lo que él quiere y dice.

Por eso se permite improvisaciones descomunales, como con aquellas con las que sobrellevó el Culiacanazo, cuando el 21 de octubre de 2019 fue liberado el hijo de El Chapo por decisión de Estado:

1.- El presidente: “Se tomaron decisiones que yo respaldo y avalo porque estaban en riesgo muchos ciudadanos”.

2.- El presidente: “Yo no estaba informado”.

3.- El secretario de Seguridad: “Una patrulla realizaba un recorrido de rutina y fue agredida desde una vivienda, los agentes repelieron y localizaron en su interior a al hijo del exlíder del Cártel de Sinaloa”

4.- El presidente: “Se trató de un operativo para cumplir una orden de aprehensión con fines de extradición”.

5.- El secretario de Seguridad: “Había una orden de extradición por parte de Estados Unidos desde septiembre del año pasado”.

6.- El secretario de la Defensa: “Se actuó de manera precipitada, con deficiente planeación, sin una orden de cateo. Fue un operativo fallido”.

7.- El presidente: “Tengo la conciencia tranquila, voy a ir a exponer mis razones del por qué no a la violencia”.

Sobre ese bla bla bla se toman aquí decisiones de Estado.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: