Alfonso Romo, lleva agua para su molino

Margrit Moreno Kücks.-

A propósito del Día Internacional del Agua, ¿alguien sabe qué paso con la investigación a la empresa familiar del ex jefe de Oficina de la Presidencia de México, Alfonso Romo?

Hace un año los periodistas Alejandro Melgoza, Sergio Rincón y Janet Cacelín, publicaron su investigación “Un cacique del agua en el paraíso maya”, a través de la plataforma latinoamericana Connectas, donde detallaron que la empresa Enerall, fundada por Alfonso Romo en 2007, es parte de un megaproyecto de biotecnología asentado sobre la reserva de agua dulce más importante del país y que en los últimos 10 años, obtuvo concesiones  para explotar aguas subterráneas para el riego (16.8 millones de metros cúbicos) y una acumulación de tierras que comprende 15,000 hectáreas de la Península de Yucatán.

Derivado de este trabajo de investigación, el presidente Andrés Manuel fue cuestionado en la mañanera del 5 de marzo del año pasado, y en sus relatos conmovedores de la historia, aseguró que se trata de un linchamiento de los conservadores; recordando que “Poncho Romo” es sobrino bisnieto de Francisco I. Madero y a Gustavo Madero lo asesinaron los conservares de aquel tiempo. Sin embargo, pidió que se realizará una investigación por parte de las Secretarías del Medio Ambiente y Recursos Naturales (SEMARNAT) y la Función Pública (SFP). Hasta el momento nada se sabe de dichas averiguaciones.

López Obrador dijo: “se acabó aquello de que no se puede tocar al intocable”; pero esto es sólo de palabra porque en los hechos, no se sabe nada sobre la investigación a la empresa familiar Enerall.

Lo que sí sabemos, es que se han afectado la vegetación y fauna, inclusive en abril de 2018 los inspectores de la Procuraduría Federal de Protección al Medio Ambiente (Profepa), encontraron un cenote de 5,500 metros cuadrados que fue tapado con tierra, rocas y despalme y convertido en sólo fango. A pesar de los hallazgos la Profepa no emitió el caso al Ministerio Público para investigar si los hechos habían configurado un delito por daño ambiental en la península de Yucatán.

Alfonso Romo dejó Enerall antes de integrarse al equipo de Andrés Manuel López a finales de 2018, sin embargo, la propiedad de la compañía sigue en manos de su familia, siendo su hermano Gustavo Romo el principal accionista lo que supone un posible conflicto de interés.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: