Subejercicios no significan ahorros

Dante Pinal.-

Durante casi tres años nos han vendido la idea que lo que no gasta la administración federal significan ahorros, pero esta quimera solo existe en las personas que aún lo creen del todo. Quien osa decir que el no gastarse el 100% de la totalidad de los recursos asignados es un logro, pues es una gran mentira, se llaman subejercicios.

Esta medida muy popular en la 4T únicamente obedece a medidas populistas de magnificar ahorros sustanciales en el manejo de los recursos. La otra cara de la moneda es que con los subejercicios se dejan de realizar obras o programas de bienestar social especialmente en las zonas que mayores necesidades tienen.

No vayamos lejos, en la capital del país los subejercicios implican dejar de efectuar un sin número de obras de reencarpetamiento  en las principales calles y avenidas de la capital del país, por citar un ejemplo.

Quizá pueda aparecer como una buena intención de terminar con la corrupción, pero hasta el momento la rendición de cuentas y la transparencia no es un acción que realmente sea de la más fuertes del gobierno lopezobradorista.

A pesar de contar con los recursos solicitados, el gobierno prefiere no tener los medicamentos suficientes en los hospitales, mantiene a raya las obras municipales, decide en qué gastar y en qué no, los rezagos sociales continúan siendo el gran problema de la 4T, aunque sigan presumiendo que es un  gobierno de austeridad Republicana.

¿Los ahorros son realmente reales? Realmente no se sabe, y más aún cuando las compras gubernamentales en los dos últimos años han sido directas, sin pasar por los rigurosos actos de licitación pública, amparados por la pandemia del coronavirus, y que la ley los exime de ejecutar los lineamientos administrativos requeridos por estar en emergencia sanitaria y ser caso fortuito.

En el caso de la Ciudad de México, a septiembre de 2021, los subejercicios fueron del orden de los 6 mil 500 millones de pesos y solo se gastaron 25 mil 293 millones de pesos. ¿Usted se imagina cuántas obras de carácter social  pudieron haber realizado con la cantidad que dejaron de utilizar?

Otra pregunta es: ¿por qué la negativa de los alcaldes perdedores de entregar en tiempo y forma las actas de entrega y recepción? ¿Acaso era una orden del gobierno de la Ciudad de México dejar a los Alcaldes electos, especialmente de oposición, sin recursos para iniciar su gestión con todo y los subejercicios o ahorros, de más de 6 mil 500 millones de pesos?

Existen ahorros para programas y obras, pero no existen subejercicios para la organización de una consulta de revocación de mandato, no se puede quedar mal al Tlatoani mayor.

En esas consultas presidenciales qué importa el dinero que se gasta, al cabo hacen ahorros en la administración federal. Unas por otras, dirán los morenistas.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Web construida con WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: