Revocación: Morena contra Morena

Julián Andrade.-

Es curioso como los autores de la Ley Federal de Revocación de Mandato ahora se quejan de las restricciones que ellos mismos impusieron.

Las normas fueron publicadas en el Diario Oficial en septiembre de 2021, luego de un proceso legislativo en el que los legisladores de Morena contaron con el apoyo de otras fuerzas políticas.

En este caso no aplica la cantaleta de acusar a los neoliberales y al pasado oprobioso de los últimos 30 años, cuando la elaboración es responsabilidad de la actual legislatura, al grado de que el decreto de expedición de la ley está firmado por Olga Sánchez Cordero y por Sergio Gutiérrez Luna, quienes presiden el Senado y la Cámara de diputados.

Por si existieran dudas, en el documento también están los refrendos del titular del Ejecutivo, Andrés Manuel López Obrador y del secretario de Gobernación, Adán López Hernández.

Ahí se especifican con bastante claridad las restricciones que tienen los poderes públicos, los órganos autónomos, las dependencias y entidades de la administración pública en el periodo desde que se convoca a la consulta y hasta que se conocen los resultados.

Quizá Ley de Revocación de Mandato requiere de ajustes, pero el fracaso de participación que ya está en puerta, no provendrá de la ausencia de difusión, sino de la burla que se quiere hacer de un instrumento de democracia participativa.

En Morena están desesperados porque las predicciones de voto son bajas, pero esto se debe a la inutilidad de consultar una revocación que en el fondo nadie quiere.

Lo delicado es que esto será utilizado para descargar todas las baterías sobre el INE. Por lo pronto, ya están acusando a la autoridad electoral de la falta de casillas, cuando fueron los diputados quienes se negaron a dotar de los recursos suficientes.

También se quejan de las restricciones a la libertad de expresión de quienes gobiernan, las que limitan la propaganda, pero ello es producto de la ley, que aprobaron y festejaron, y de un modelo de comunicación política especificando en la Constitución, que se estableció en el pasado, a partir de las exigencias de quienes ahora están en el poder.

Por ello el INE está empeñado en advertir las violaciones a la veda electoral, para cuidar la calidad de la consulta, en un esfuerzo titánico porque los principales infractores son quienes legislaron al respecto.

Es Morena contra Morena, pero donde los platos rotos los puede pagar la democracia misma.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: